Ads 468x60px

25 de noviembre de 2016

AXS Bolivia escucha, responde y cumple

Haz clic sobre las imágenes
para verlas en mayor tamaño
Es inevitable, suena una vez, suena otra vez y no puedes más... ¡tienes que contestar, ipso pucho! no importa que en la pantalla clarito leas "número desconocido".


Y claro, como suele pasar, contesta el Quintacho (Quin), sin pensar en la cadena de sucesos que puede desatar esa simple llamada de un número desconocido, además.

Y así, del otro lado de la línea se identifica amablemente (pa' que es decir) el interlocutor, manifestando que llama de parte de AXS, la empresa proveedora del servicio de Internet, la cual en virtud a una revisión de sus registros ha determinado que el Quin, es un cliente antiguo y en consecuencia, le incrementarán la velocidad de 3.75Mbps a 4.5Mbps. Desarrollándose a continuación un diálogo similar (¡quién pues va a recordar las frases exactas!) al siguiente:

El Quintacho
visto por Lelis Molina
Quin: ¡Qué bien, gracias! Y ese incremento en la velocidad... ¿tiene costo? (mientras recuerda ofertas pasadas y en su rostro se esboza una sonrisa parecida a la del retrato que de él dibujó recientemente el trovador chicheño oriundo de Villazón, Lelis Molina).

AXS: Sí señor, tiene un pequeño costo de sólo 20 bolivianos (chau sonrisa).
 
Quin: ¡Ah ya! mire, consultaré en casa y me pondré en contacto con ustedes (no atorrante no, no es que sea lo que estás pensando).

AXS: Muy bien señor, puede llamar cuando guste a nuestro "call center" y recuerde por favor, que la oferta es válida sóla hasta el... (sorprendido seguro, al ser pillado en "off side" por la inesperada respuesta).

Y ahí moriría este relato, si no fuera porque hay llamadas que te dejan picao. Así que llegando a casa por la noche, el Quintacho buscó la factura del mes, verificó el dato que lo tenía mosqueado y sin más, nacieron dos tuits (trinos, gorjeos o como mejor se te ocurra llamarlos).

¡Pero Mandinga no descansa!, y de repente, parece que la velocidad del Internet está  más lenta que la semana pasada... Sensación que ya en el mes de octubre, da origen a otra serie de tuits (estos debes  leerlos en el sentido de la flecha, sí pues cual si fuera metafísica popular... "primero es el que último está" ).

Tuit va, trino viene, gorjeo viene y va ¡churo tambien che!

Pero, lo que el Quintacho no sabía es que detrás de bambalinas, @AXSBolivia estaba escuchando (es una forma de decir porque de hecho, los tuits no se escuchan, se leen, pero sabes a que me refiero).

No, no es que esté mal que las empresas prestén atención a lo que de ellas se dice en #Twitter, #Facebook, #Google+ y demás "tukuymas", al contrario... ¡Es lo que deben hacer! Y además, actuar en consecuencia.

¿Que si lo hicieron? Pues... sí, tal es así que al día siguiente el Quintacho recibe una llamada que a pesar de no sonar porque el movil estaba en silencio, tuvo que atender porque si no, atendían los otros participantes de la reunión que fijaron los ojos en el celular del Quin que se encontraba zapateando sobre la mesa (el teléfono no el Quin) y se entabló un corto diálogo.
AXS: Hola Carlos, habla "elEste" (por si acaso, me reservo el nombre) ¿te acuerdas de mi?, hablo de parte de AXS.
Quin: No, ¿"cualEste"? (le dice el apellido), ¡Ah hola! disculpa, pero estoy en una reunión...
AXS: Entonces te escribo al Whatsapp, ¿estás con este número? (es que no cabe en la mente de nadie que no utilices el "guasap" ese).
Quin: Si claro, charlamos luego, ¡Qué sorpresa che! (por el origen de la llamada y además, por quien llamó).
Ya en casa a mediodía, conectase Quintacho al "Wasss" y ahí estaba el mensaje que luego de los saludos protocolares manifestaba:
"Ahora estoy trabajando en AXS y estuve viendo tus tuits.Estamos preparando una respuesta que aclarará tus observaciones al servicio.Saludos y me avisas nomas si necesitas algo".
Seguida de la respuesta cordial tambien del Quintacho, que concluía con:
"Qué bueno que estés trabajando en AXS y me alegra saber que hacen seguimiento a lo que se dice de la empresa en las redes".
Hasta se hubiera olvidado del asunto, el chicheño en cuestión, si no fuera que el 10 de octubre, lee otro mensaje que indicaba que la carta de AXS, había sido enviada por correo electrónico.

¿Y que se le va hacer no ve? dicen que la curiosidad mató al gato y obvio microbio, tenía que enterarse del contenido de la carta que entre otras consideraciones, citaba:
"...efectivamente detectamos que cometimos el error de mencionar 3,75 Mbps en lugar de 4 Mbps. 
...en la gráfica adjunta se demuestra que su servicio llega a los 4 Mbps cuando así se exige.  Sin embargo, entendemos que puede quedar la susceptibilidad que no siempre fue así, en consecuencia, y con el afán de demostrar  nuestra buena fe, procederemos de la siguiente manera:

- 0,25 Mbps de 4 Mbps representa 6,25%
- Desde su migración a 4 Mpbs han transcurrido 4 meses
- 4 x 6,25%= 25%

En tal sentido, haciendo sentir un espíritu de justicia, deberíamos aplicarle un 25% de descuento en su siguiente factura. No obstante, aplicaremos el 50% como cortesía...
" (ojo piojo que las negrillas no venían en la carta).
Como nobleza obliga el Quintacho (otra vez la sonrisa en el rostro) ipso pucho, gorjeó al respecto:
Y el tiempo pasa, nos vamos poniendo viejos... (se escucha a Pablo Milanes en YouTube), otro mes llegó con el recuerdo de las "tanta wawas" y el ritmo de las "lojleadas" de la celebración de Todo Santos, empalmando después con los homenajes a la Batalla de Suipacha y a los Bravos Chicheños, que los paisanos realizan en diferentes ciudades del país y el mundo. 

Y tambien, llegó la factura del servicio de Internet, la cual demostrando que @AXSBolivia cumple, mostraba la aplicación del descuento ofrecido.
Haz clic sobre la imagen
para verla en mayor tamaño
¡Wawa que no llora no mama! dicen las señoras antiguas, las autoridades de fiscalización implantaron las ODECO y sin embargo, quedó demostrado que los trinos, gorjeos y silbidos en Twitter, los grafittis en los muros de Facebook y otras expresiones en las redes sociales pueden ser más efectivas cuando las empresas como es el caso de AXS Bolivia S. A., tienen cuentas en dichas redes para además, de contar lo buenas que son, las usan para escuchar lo que de ellas dicen sus clientes y responden oportunamente.

La citada carta que el Quintacho recibió de AXS, concluía con un:
"No estamos exentos de cometer errores.  Cuando lo hacemos entendemos que el público se vea motivado a generar comentarios negativos.  Lo poco frecuente es conseguir reconocimientos cuando tenemos un buen actuar."
¡Pa' que es decir, tienen nomas razón!, porque rara será la vez que veamos un tuit, un grafiti o una frase en las redes, elogiando el servicio que prestan las empresas, pero éstas deben tener claro que:

¡La forma en que los clientes reconocemos su buen actuar, es permaneciendo por mucho tiempo,  suscritos al servicio que prestan.

¡Bah! Resultó más largo de lo esperado y tomó más tiempo de lo previsto, compartir la historia que se generó a partir de una llamada telefónica y dos tuits, pero bien vale la pena porque con ella, el Quintacho reconoce el adecuado uso de las redes sociales por parte de AXS Bolivia S.A., que a diferencia de otras empresas que ni siquiera son capaces de poner los números de teléfono a los cuales pueden llamar los clientes... ¡Escuchó, respondió y cumplió lo ofrecido! 

¡Muy bien @AXSBolivia, muy bien, de eso se trata el estar en las redes sociales!

(¡ja!, no seas zalamero dice el metiche este.)


No hay comentarios.:

Publicar un comentario

Gracias por dejar tu comentario.

Lo que opinas sobre nuestras publicaciones, es una motivación para seguir compartiendo contigo.

Novedades en tu Mail

Ingresa tu dirección de correo electrónico y recibirás nuestras publicaciones en tu casilla:

Recuerda confirmar tu registro en el mensaje que llegará a tu dirección.
Es un servicio de FeedBurner